COVID-19: La crisis para los gimnasios.


Hoy el gobierno ha flexibilizado el estado de alarma permitiendo la apertura de algunos negocios. La medida, sin duda, viene motivada más por la necesidad de obtener ingresos (vía impuestos) que por motivos sanitarios, es evidente.

Para nuestro sector, las perspectiva es bastante oscura.

Atendiendo a motivos exclusivamente sanitarios, junto con los grandes eventos de masas en poco espacio (conciertos, discotecas, partidos de fútbol, manifestaciones -ojo con esto-, …) el sector de los gimnasios también deberían ser de los últimos en normalizarse. Aunque ya nada va a volver a ser como antes.

Volverá la normalidad, porque nos acostumbraremos a los nuestros hábitos, pero nuestro sector será el que más cambios tendrá que soportar.

¿Cuales serán estos cambios? (Ideas/suposiciones)

Seguramente será obligatorio un sistema de limitación de aforo, como se hace en discotecas, a través del sistema informático de la entrada/salida, a través de un sistema de reservas,….

Es uso obligatorios de toallas será más coercitivo.

Puede que sea obligatorio llevar un registro de la limpieza/desinfección disponible para una eventual inspección.

Puede que sea obligatoria la contratación de una empresa externa para la limpieza del gimnasio (algo parecido al contrato de mantenimiento de los extintores).

Mejoras en los filtros de los aires acondicionados. Al igual que las famosas mascarillas FFP3, los filtros de los aires acondicionados usarán un sistema similar.

Cambios en la moda. Es posible que se impongan las prendas que cubran gran parte del cuerpo (camisetas ajustadas de mangas largas), obligatoriedad de guantes.